Si, lo confieso Ana, tengo un problema. Tengo un trastorno alimenticio, tengo anorexia y además bulimia. Te pido perdón por todo el daño causado, necesito que me ayudes por favor, quiero ser feliz.

Si, lo confieso Ana, tengo un problema. Tengo un trastorno alimenticio, tengo anorexia y además bulimia. Te pido perdón por todo el daño causado, necesito que me ayudes por favor, quiero ser feliz.

Confesiones sobre Anorexia y Bulimia

“Estoy gorda, no me gusto, tengo barriga, me lo repito una y mil veces, por eso casi no como. Paso días sin apenas ingerir alimentos sólidos; sólo tomo jugos de vez en cuando y bebo mucha agua. Si me invitan a comer, digo que ya he comido y si como con familiares, entonces digo que no me encuentro bien. Busco cualquier excusa para no comer. Si me veo obligada y tengo que comer o cuando me dan ataques de ansiedad y como varios dulces, enseguida me entran remordimientos. Me miro al espejo y puedo ver cómo estoy engordando, cómo mi barriga crece cada vez más y parece que va a explotar. Entonces voy al baño y me deshago de todo lo que acabo de comer. Vomito hasta que ya no puedo más y entonces empiezo a llorar. Ya llevo dos años así. No soy feliz, estoy débil y mal humorada todo el tiempo. El pelo se me cae cada vez más y mis manos se ven horribles por el efecto de los jugos gástricos en mis dedos, al igual que mis dientes que se van deteriorando cada vez más…”.

Sé que me entiendes y que probablemente te ves reflejada en varias de mis palabras. Hace ya un año pedí ayuda, en realidad ese es el inicio de la carta que escribí a una amiga para pedírsela. Ni siquiera me atrevía a mirarle a la cara y admitir el problema que realmente tenía. Ella en varias ocasiones intentó ayudarme y yo siempre le hablé mal, discutía y se lo negaba. Me lo negaba a mí misma. Hasta que un día, me armé de valor. Me di cuenta que el problema no era ese espejo que tanto odiaba. El problema real estaba en la percepción que tenía de mí y en la falsa creencia de que los demás me aceptarían mejor si estaba delgada; cuando lo que realmente sucedía es que daba lástima, ya que parecía un auténtico cadáver caminando.

Cifras sobre anorexia y bulimia

Ella me ayudó, yo me dejé ayudar. Juntas descubrimos que no soy la única: en España y Latinoamérica ente el 2% y el 5% de las mujeres sufren anorexia o bulimia. Son las adolescentes las que más lo sufren pero no las únicas. Esto no es solo “cosa de niñas”. Hay muchas que no se dejan ayudar a tiempo y es el tiempo el que juega en su contra. La tercera causa de muerte en adolescentes son los trastornos alimenticios, los accidentes de tráfico y la adicción a las drogas le preceden. Créeme, cuanto más tiempo esperes más tardarás en recuperarte y empezar a ser feliz de verdad.

Da igual si lo que haces es no comer o vomitar lo que ingieres, da igual si quieres llamarlo de otro modo. La realidad es la que es. En este caso es que sufres un trastorno alimenticio, que no solo puede causarte exclusión social, daños neuronales y problemas de corazón…puede llegar hasta la muerte.

Si, lo confieso Ana, tengo un problema. Tengo un trastorno alimenticio, tengo anorexia y además bulimia. Te pido perdón por todo el daño causado, necesito que me ayudes por favor, quiero ser feliz. Cómo tantas veces me sugeriste, ayúdame a buscar un especialista que me guíe para salir de esto. Ahora sí estoy preparada para dar el paso…”

¿Deseas más información?

Supermujer es la primera organización sobre información en materia de desarrollo, motivación, y superación personal para la mujer. Completa el siguiente formulario para recibir totalmente gratis la información sobre nuestros artículos, publicaciones y seminarios en tu ciudad; y si quieres hacer una primera consulta personalizada, puedes enviárnosla aquí.

[grwebform url=»http://app.getresponse.com/view_webform.js?wid=8517202&u=L5kU» css=»on»/]

Comentarios

comentarios

Terapia Online